Las diferencias entre Inhibir y modificar conducta en Perros

modificar_conducta,inhibir_vs_modificar,conducta_canina,perros,articulos,blog,etología,agresividad,ansiedad,miedos,rehabilitacion,comportamiento_canino

Las diferencias entre Inhibir y modificar conducta en perros

Esta es sin duda una cuestión muy debatida en nuestro campo como Expertos en modificar conductas. Antes de entrar en materia me gustaría aclarar que no es lo mismo adiestrar, educar o modificar conducta, entre ellas conductas de miedo y agresividad.

Orígen del problema de conducta

Para muchos, el problema de que un perro presente una determinada conducta es la conducta en sí misma y no el motivo u origen que la ocasiona. De esta forma tan simplista, si un niño llora, el objetivo es hacer que no llore y son válidos cualquier tipo de estrategia para conseguir ese “cambio de conducta”.

modificar_conducta,inhibir_vs_modificar,conducta_canina,perros,articulos,blog,etología,agresividad,ansiedad,miedos,rehabilitacion,comportamiento_canino,cachorroDe tal forma que el camino es sencillo: “si el niño llora, se le da un golpe que le genere gran dolor”, de esta forma, el niño debe aprender que si “llora” recibirá dolor por parte de su “educador”. Este niño, podrá escoger entre las siguientes opciones: escapar del agresor, enfrentarse o bien cohibir su “llanto”.El “profesional”, a los pocos golpes, consigue que el niño deje de llorar, y cuelga un video en internet del antes y el después. La conducta de “llorar” ya está solucionada, y se pone la medalla de “modificador de conducta” en 5 minutos.

Pongo como ejemplo a un niño, ya que quiero que el lector utilice toda la empatía posible para intentar “sentir” que puede estar ocurriendo con este niño, cuales son las experiencias, vivencias y emociones que está sufriendo, porque, aunque los niños y los perros no son iguales, a nivel emocional somos muy parecidos, y el dolor, estrés y malestar lo sufren tanto los animales, en este caso los perros, como las personas.

El motivo de una mala conducta

Hace años se decía que los niños no sienten dolor, o sienten mucho menos dolor que los adultos. Hoy en día sabemos que simplemente lo procesan de forma diferente. El dolor es un sistema del cual disponemos los humanos al igual que los animales, y entre ellos los perros, para detectar que algo va mal. De la misma forma, la conducta que muestran los animales, va unida a una utilidad, a un motivo, ya que no hacen las cosas para “jodernos”, sino para lograr algo, ya sea recursos, atención, cariño, bienestar, etc.

Es por ello, que si vemos a un niño llorar, lo más normal debería ser preguntarse el porqué llora el niño, qué es lo que genera esta conducta. De esta forma, si el niño llora porque no encuentra a su mama, la solución sería: “encontrar a su madre”. Por lo tanto la conducta de “lloro” estaría solucionada. Incluso iría más allá, y enseñaría al niño estrategias para que pudiera encontrar a su madre por sí mismo en caso de volver a extraviarse.

La pregunta aquí es sencilla ¿Es tan difícil extrapolar esta forma de pensamiento a los perros?

Las emociones en los perros

Para añadir más datos, hoy en día sabemos que las emociones están relacionadas con expresiones corporales, o micro-expresiones, y el conocerlas nos aporta una información muy valiosa. Muchos, sin haber adquirido formación previa, sabrían ver que el niño que se le ha enseñado a dejar de llorar a base de golpes, muestra una expresión que no nos resulta agradable, una expresión de miedo, malestar y aquellos que saben un poco más, detectan que el niño empieza a generar conductas alternativas en muchos casos inadecuadas. Si además, se le hiciera un análisis de su nivel de estrés, veríamos modificar_conducta,inhibir_vs_modificar,conducta_canina,perros,articulos,blog,etología,agresividad,ansiedad,miedos,rehabilitacion,comportamiento_caninoque al niño al que se le está “educando” mediante dolor, padece distrés, y por tanto todas las implicaciones negativas que ello conlleva.

A través de tantos años estudiando el lenguaje canino, sus expresiones y micro-expresiones, me he percatado que para realizar un correcto trabajo de modificación de conducta avanzada, es necesario adquirir herramientas que te permitan detectar las señales caninas, ya que un cambio en el tamaño de la pupila de un perro, puede resultar información muy valiosa en el proceso de rehabilitación.

Las mentiras de internet acerca de modificar conductas

Es increíble la facilidad que tienen muchas personas en colgar videos en internet, donde inicialmente se ve a un perro mostrando una conducta “agresiva” y a continuación una conducta “sumisa” donde la expresión del perro “rehabilitado” no es más que la de un perro atemorizado. Inhibir una conducta no significa que ésta se haya modificado.

Mientrasbullying_canino,perros_abusones,perros_que_intimidan,peleas_perros,articulos,educacion_canina,a_mi_perro_le_pegan,conducta,comportamiento que muchos aplauden esa “falsa recuperación”, yo solo veo el estado emocional del perro a través de su lenguaje corporal, que expresa que el perro no ha aprendido a superar el “problema”, sino que ha aprendido a que si expresa su malestar, será duramente tratado, golpeado hasta hundirse, lo cual no ha eliminado su problema de conducta, ha aprendido ha cohibir dicha conducta frente a estímulos como el dolor.

Un perro debe aprender a Gestionar las situaciones, y no evitarlas por miedo a ser apaleado, colgado o electrocutado.

Me resulta triste ver estos videos de perros “sometidos”, perros “hundidos”, perros que no son perros, y que no se atreven a expresarse, y algunos “profesionales” lo promuevan como perro “tranquilo” o ´”recuperado”.

Un perro, debe poder expresarse libremente y no por ello comportarse mal, ese es la verdadera esencia de la CORRECTA modificación de conducta.

Formas de afrontar problemas de conducta

Hoy en día existen varias formas de trabajo de modificación de conducta principalmente, y como verá el lector, hay grandes diferencias tanto a nivel ético como a nivel de resultados.

1º Por sometimiento o intimidación

Como hemos explicado al principio del artículo consiste en asociar la mala conducta a un estímulo de dolor. Se considera que el perro “aprende” a no realizar la mala conducta a cambio de no recibir dolor. El perro lo que aprende, básicamente, es a evitar que le hagan daño. Generar dolor cuando el perro manifiesta una mala conducta y que el perro aprenda a “contener” este dolor no mostrando la conducta “castigada” es una de las técnicas más promovidas a través de conocidos programas/shows televisivos (Grandes profesionales del show).

Esta forma de trabajar la modificación de conducta anticuada y que no tardará mucho tiempo en estar prohibida y castigada con multa, como ocurre con los niños.

2º Evitando situaciones de conflicto

Otra forma, cada vez más extendida sobre todo por gente inexperta o con poca formación en este campo y que está malinterpretándose. Consiste en evitar exponer al perro en situaciones conflictivas donde pueda presentar el problema de conducta en cuestión. Esta forma conlleva muchos riesgos, ya que la evitación no implica un aprendizaje ni una mejora en la conducta. Si el perro no se expone a la situación detonante, no mostrará el problema de conducta, y deberá haber una extensa labor por parte del guía y del propietario para que esto sea así.

Sin embargo, el elevado riesgo de que ocurra algo inesperado y el perro sea expuesto a la situación detonante es muy alto. Además, si esta técnica se aplica con varias conductas, lo que ocurrirá es que el perro no aprenderá a solucionar problemas, y algo que inicialmente parecía muy beneficioso se torna un peligro ya que el perro será incapaz de afrontar situaciones conflictivas, y en muchos casos, a la larga, ocurrirán experiencias dramáticas.

3ª Ignorando la mala conducta

En una línea de trabajo similar a la anterior, está el ignorar la conducta inadecuada del perro como método. Una cosa es utilizar esta estrategia o la anterior en un momento concreto dentro de un programa o terapia, y otra muy diferente es que éste sea el único método para afrontar los problemas de conducta, sobre todo si tratamos casos de agresividad avanzados. Un sencillo ejemplo basado en un caso real: A una persona se le dijo que ante la conducta agresiva de ataque de un perro, se girara, le diera a espalda y bostezara. Ya que funcionaba muy bien fuera del contexto detonante, por error se introdujo al perro en un contexto que detonó la conducta agresiva y se realizó este ritual. El resultado fue una persona con graves mordeduras. Esto, aunque parezca anecdótico, ocurre más de lo que pensamos.

Por lo tanto, pese a que esta técnica parece éticamente más correcta que la primera, todas ella incurren en un mismo fallo, el perro NO aprende por sí mismo a afrontar las situaciones conflictivas y por tanto no aprenderá a gestionar la situación de forma adecuada.

La segunda y la tercera técnica sería útiles en trabajos de modificar conducta sencillos, pero en casos avanzados puede llegar a ser trágico, es por ello que hay que ser realistas, y hacer una correcta valoración antes de poner en práctica una de estas técnicas sobre todo en casos de conductas agresivas fuertes, con niveles de mordida superiores al 3.

4º Gestión emocional

Esta nueva forma de trabajo es cada día más necesaria, y es en la que se han basado nuestros estudios en los últimos años. Esta metodología de trabajo es la que explicamos a través de nuestro método AMC-LIDER  .

Consiste en enseñar al perro a gestionar las situaciones conflictivas de forma adecuada, siendo responbullying_canino,perros_abusones,perros_que_intimidan,peleas_perros,articulos,educacion_canina,a_mi_perro_le_pegan,conducta,comportamiento,modificar_conducta,inhibir_vs_modificar,conducta_canina,perros,articulos,blog,etología,agresividad,ansiedad,miedos,rehabilitacion,comportamiento_canino,gestion_emocionalsable y capaz de tomar decisiones por sí mismo. Esta forma de trabajo requiere no solo modificar la conducta externa del perro o el entorno, requiere que haya cambios internos en el perro, cambios en su forma de entender y afrontar aquello que le genera malestar y como resultado expresa a través su “mala conducta”.

En Takoda queremos que los perros aprendan a buscar soluciones y que piensen.Nos gusta que sean creativos porque ello les permite ser capaces de superar aquellas situaciones que le disgusten de la mejor forma posible.

Por ejemplo, si a un perro no le gusta relacionarse con otros perros es totalmente respetable…lo único que deberá aprender es a responder de forma adecuada optando por no atacar o alterarse y evitar la relación con otros perros. De ningún modo deberemos obligarle a relacionarse.

El campo de la modificación de conducta, requiere entender al perro como algo más que una mera bullying_canino,perros_abusones,perros_que_intimidan,peleas_perros,articulos,educacion_canina,a_mi_perro_le_pegan,conducta,comportamiento,modificar_conducta,inhibir_vs_modificar,conducta_canina,perros,articulos,blog,etología,agresividad,ansiedad,miedos,rehabilitacion,comportamiento_canino,gestion_emocionalmáquina de refuerzos. Son seres vivos, con emociones, que se relacionan con el entorno, y que aprenden a múltiples niveles. Es necesario entender que la modificación de conducta, sobre todo si hablamos de problemas graves, requiere tiempo, dedicación y constancia. Sólo con paciencia y buenas formas obtenemos como resultado un perro que no presenta una “mala conducta” y que además puede expresarse de forma amable y respetuosa con su entorno.

Esta nueva línea de trabajo cada día cobra más fuerza, y es en la que hemos estado trabajando y desarrollado a lo largo de nuestros años de trabajo con perros en durante estos últimos años. La gestión emocional, el trabajar el problema de conducta desde la emoción del perro, desde sus vivencias, es lo marca la diferencia.

Miles de perros tachados de imposibles han sido rehabilitados gracias a este revolucionario y completo Método de trabajo, AMC-Líder.

Conclusiones

Por lo tanto, y como resumen, el campo de la Modificación de conducta es complejo y requiere algo más que un curso de educación canina para entender la mente de los perros y el cómo rehabilitar perros que presenten trastornos de comportamiento.

Mostrar el trabajo de modificar conducta a través de un vídeo puede resultar tremendamente difícil ya que no sólo puede dar lugar a malas interpretaciones, sino que es muy complicado filmar toda la evolución de un caso de conducta complejo, que en la mayoría de los casos requiere de muchísimas horas de trabajo, una extensa terapia que empieza desde el inicio del día hasta la noche, pues la conducta se modifica paso a paso, con trabajo, paciencia y esfuerzo, a cualquier hora del día, puesto que no existe un modo ON/OFF de “Mala conducta” en los perros,son seres vivos no máquinas.

Mucha gente cree erróneamente que los señores que salen en los shows televisivos realmente rehabilitan a los perros en los 30 o 40 minutos que dura el programa…Realmente se creen que la “caja tonta” dice la verdad y no entienden que estos programas son un mero entretenimiento que pretende ofrecer un espectáculo con resultados “milagrosos”. Realmente hay que ser ingenuo para creer que la rehabilitación de un perro se hace siguiendo estos métodos de presión, sometimiento, etc aunque está claro que si siguen emitiéndolos es porque aún quedan muchos ingenuos por rehabilitar.

Ojalá llegue el día en que podamos trasmitir nuestras peticiones, ideas, sugerencias o indicaciones a los perros sin necesidad de herramientas, y seamos capaces de hacer lo hacen los buenos perros lideres, conseguir cambios positivos en otro perro con tan solo un gesto, una mirada. Por el momento nos dedicaremos a seguir aprendiendo de estos grandes maestros, los perros, que sin duda son los que mejor saben cómo ayudar a rehabilitar a sus congéneres.vinculo_canino,bullying_canino,perros_abusones,perros_que_intimidan,peleas_perros,articulos,educacion_canina,a_mi_perro_le_pegan,conducta,comportamiento,modificar_conducta,inhibir_vs_modificar,conducta_canina,perros,articulos,blog,etología,agresividad,ansiedad,miedos,rehabilitacion,comportamiento_canino,gestion_emocional

Marcos J. Ibáñez

Experto Comportamiento Canino.

Fuente original: http://www.takoda.es/modules/news/article.php?storyid=56
Artículo Publicado en www.takoda.es con fecha: 22/1/2014
  • Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *